Los arqueólogos de Patrimonio Histórico hallan indicios del punto de la Sima de Jinámar en que pueden estar los restos de los represaliados



 Recogen un fragmento de hueso que puede ayudar a certificar que la concentración de restos humanos se halla en el último derrubio antes de llegar al fondo de la simajinamar, 

·        Los expertos creen que lo más probable es que los restos humanos que se conserven estén a dos metros o a dos metros y medio por debajo del nivel actual del fondo

Las Palmas de Gran Canaria, 8 de junio de 2022.- Los arqueólogos del Servicio de Patrimonio Histórico del Cabildo de Gran Canaria que realizaron la prospección en la Sima de Jinámar, para valorar arqueológica y patrimonialmente el enclave y determinar si hay presencia de restos de los represaliados políticos que fueron asesinados y arrojados a esta chimenea volcánica durante la Guerra Civil, encontraron posibles indicios de la zona en la que puede hallarse la concentración de esos restos humanos.

 

A este respecto, Javier Velasco indicó al término de la intervención que es muy probable que la mayor parte de esos restos humanos se encuentre acumulada en el último derrubio antes de llegar al fondo, donde se concentran la basura y los restos de animales que se han ido arrojando a la sima. “Aunque, como en los últimos años han seguido cayendo sedimentos y materiales en el interior, lo más posible es que estén a dos metros o dos metros y medio por debajo de la superficie actual”, puntualizó. “Lo cierto es que, teniendo en cuenta dónde está la vertical de la caída de la boca de la sima, sí podemos hacernos una idea de dónde se halla la concentración de material”.

 

De hecho, en la prospección se recogió un fragmento de hueso, que presenta ciertas dudas sobre si es humano o animal, “pero que puede ser un primer indicio que nos ayude a certificar que, efectivamente, en esa zona de derrumbe puede estar la concentración de restos humanos”, subrayó.

 

El próximo paso será cotejar esta información con la que proporcionen las personas que bajaron a la sima en los primeros años de la democracia. Velasco afirmó que, aunque ya se dispone de información a este respecto, la intención es reunirse de nuevo con ellos y compartir datos, ya sobre la base del conocimiento directo del lugar con que ahora cuentan en el Servicio de Patrimonio Histórico.

 

A partir de ahora, y una vez concluida esta primera operación, el trabajo se desarrollará en varias líneas. Así, se actuará en el exterior de la sima, con el fin de concretar desde qué zona fueron arrojados los cuerpos, por lo que es probable que se planteen sondeos en ese lugar, para comprobar si hay restos de la munición que se empleó en los asesinatos de esas personas.

 

Asimismo, se efectuarán intervenciones en el interior, también mediante sondeos en la zona del último derrubio, para corroborar que efectivamente se encuentran allí los restos humanos, así como su estado de conservación y si presentan relaciones o conexiones anatómicas o algún tipo de alteración que dificulte aún más su recuperación.

 

Y, paralelamente, se continuará ofreciendo información actualizada, no solo a través de las redes sociales del Cabildo de Gran Canaria y de los medios de comunicación, sino con la instalación en todos estos enclaves de la memoria histórica de la Isla de elementos que contengan señalética y datos sobre los hallazgos, los materiales y las circunstancias históricas que dieron lugar a estas zonas.

 

Javier Velasco anunció, por último, que antes de que finalice este año, se pretende realizar una primera aproximación arqueológica en la Sima de Jinámar, para lo que se va a poner en marcha el procedimiento administrativo necesario para la contratación tanto de los trabajos como de las condiciones de seguridad del equipo que operará en el interior de la chimenea volcánica.

Comentarios